En este sentido, se realizó un trabajo conjunto con la Universidad Nacional de Buenos Aires (UBA) y su Secretaría de Asuntos Académicos y se desarrolló un curso que consta de tres módulos, para que diputados, funcionarios y empleados de toda especialidad y jerarquía de la legislatura se capaciten de manera obligatoria y virtual en perspectiva de género, no violencia contra las mujeres y anti discriminación en el marco de la implementación de la “Ley Micaela”.

La capacitación comenzará el 1 de julio y responde a la adhesión unánime de los diputados porteños a la ley nacional 27.499 de “Capacitación obligatoria en género para todas las personas que integran los tres poderes del Estado”.

«Detrás de esta capacitación existe un trabajo inmenso en un contexto muy complejo. Sin embargo es fundamental erradicar cualquier tipo de violencia contra las mujeres y es por eso que decidimos reinventarnos para seguir adelante con nuestro objetivo que es acercarnos más hacia una Legislatura con perspectiva de género; hacerlo en conjunto con la Universidad de Buenos Aires es sin dudas una garantía de excelencia», afirmó el vicepresidente del parlamento porteño, diputado Agustín Forchieri.

Se trata de una capacitación que consta de 9 clases virtuales dictadas por especialistas, con asignaturas como la construcción de las masculinidades, los feminismos y colectivos, los tipos de violencia, los deberes del Estado y los dispositivos de denuncia, entre otros. Para obtener la certificación deberá completarse un trabajo de integración final.

«En este contexto es importante seguir adelante con el trabajo, es por eso que buscamos una forma para que desde el aislamiento social, preventivo y obligatorio sigamos construyendo un entorno más igualitario y un espacio de reflexión sobre nuestros actos y discursos» concluyó Forchieri.