La acción destaca anualmente a quienes estén generando un cambio en su entorno y aportando a la gastronomía Argentina. Este cierre de edición conto con la presencia de los 3 finalistas Patricio Negro, chef del Sarasanegro de Mar del Plata; Juan Cruz Galetto, chef de Estancia Las Cañitas en el valle de Calamuchita de Córdoba; y Patricia Courtois de la Hostería Rincón del Socorro de Esteros del Iberá, que junto a los jueces lograron exponer sus proyectos acompañados de sus capsulas personalizadas producidas por la agencia. Cada una de ellas cuenta en detalle el propósito de cada aspiración, demostrando así las intenciones de los chefs que buscan la excelencia en cada uno de sus platos.

Estos fueron evaluados por el jurado conformado por Mauro Colagreco, primer cocinero argentino con dos estrellas Michelin y reconocido con su restaurante Mirazur por ser el tercer mejor restaurante del mundo en “The World’s 50 Best”; Martín Molteni, chef y propietario de Pura Tierra pionero en la gastronomía autóctona; Andrés Rosberg, presidente de la Asociación Internacional de Sommellerie; e Inés Berton, Tea Blender, chair del B20 2018 y creadora de Tealosophy. Ellos decidieron otorgarle el premio a la correntina de 54 años, Patricia Courtois manifestando, así como la primera ganadora del “Prix de Baron B – Édition Cuisine” 2018.

Courtois llevó al frente el Proyecto Iberá -organización sin fines de lucro-, para renovar el concepto gastronómico de la Estancia Rincón del Socorro y su Hostería, en la zona de los Esteros del Iberá-, este apunta a profundizar el vínculo entre la alimentación y el medio ambiente. Es por eso que eligió presentar una receta que muestra una versión de uno de los platos recuperados del saber popular: el Chipa So’o (chipa=pan y so´o= carne). Se trata de una tierna masa de harina de maíz orgánica y quesos rellena de carne vacuna.