La agricultura de precisión se encuentra frente a un desafío: procesar en tiempo real el gran volumen de datos obtenidos a través de sensores, aplicaciones y dispositivos para predecir y automatizar la toma de decisiones.

Por Alberto Iglesias Paiz, Director de Canales del Territorio Sur para LATAM de Motorola Solutions

En este contexto, el crecimiento de las redes de conectividad ocupa un lugar central. Sin embargo, el primer obstáculo a superar es la falta de señal que provoca que áreas remotas queden frecuentemente incomunicadas. Frente a este panorama, la radio digital se presenta como la única opción capaz de garantizar una comunicación impecable donde las señales convencionales y la conexión a Internet no lo hacen. Además, permite mantener la misma calidad de audio y voz, ya que suprime ruidos cuando se está en ambientes ruidosos haciendo más clara la comunicación.

Con la actualización de la señal de radio analógica a digital se ha dado lugar a un sistema compuesto por plataformas conectadas capaces de garantizar un monitoreo continuo, confiable y seguro, ya sea entre diferentes áreas funcionales o distintas regiones geográficas. En consecuencia, permite al productor localizar rápidamente personas, maquinarias o vehículos utilizando un software de análisis basado en Inteligencia Artificial. O incluso, monitorear su establecimiento de forma remota y comunicarse con las personas y/o autoridades que requiera.

Por otra parte, gracias a su inter-operatividad es posible integrar aplicaciones de telemetría, geo-posicionamiento y mejorar la eficiencia. Los datos recopilados permiten contar con un conocimiento situacional confiable acerca de la ubicación de distinto tipo de equipos en el momento adecuado y optimizar la utilización de recursos para realizar una tarea, designando a quien esté más cerca o los elementos que sean los más adecuados para dicha acción. Como resultado la empresa logra reducir los costos de combustible, mantenimiento y logística.

Por otro lado, desde el punto de vista de Seguridad permite que con la tecnología hombre caído, conocer si hay algún tipo de accidente y elevar una alerta para que pueda ser atendido inmediatamente. A través de estos dispositivos es posible determinar la posición de una persona, cuando entra en un ambiente peligroso o restringido, si no se ha comunicado en cierto lapso de tiempo o si la radio esta quieta desde hace un tiempo, incluso si la víctima está inconsciente o no puede señalar el peligro sola.

Hoy los datos forman parte del tablero de decisiones de empresas, gobiernos y hasta de los consumidores en general. Para que sirvan en un uso concreto que produzca beneficios es fundamental entender para que se van a utilizar, y cómo manipularlos. Es decir de qué manera se van a capturar, procesar, analizar para realizar predicciones, anticiparse y dar respuesta en el momento que más importa.

Deja una respuesta