El festival cuenta con contenidos tales como arte experimental, teatro interactivo, instalaciones artísticas y un line up de bandas musicales de la escena emergente. La propuesta de imagen e identidad gráfica cuenta con su propio logo, iconografía y sistema de diseño especialmente desarrollada por la agencia, de manera de generar una plataforma comunicacional potente a largo plazo con fuerte identificación en el público core target, “los millenials”.

El ícono de la mano con dedos cruzados revestidos en diferentes texturas artísticas y animaciones dinámicas permiten reflejar el espíritu conceptual del festival, transmitiendo multiplicidad de contenidos y diversidad en las disciplinas artísticas, además de su significado entendido universalmente como “wishfull”, donde todo puede pasar.

La identidad e imagen del festival se verá reflejada en la campaña de comunicación que cuenta con gráfica, vía pública, contenido audiovisual digital y su amplificación en RRSS .